“Tenemos una Corte Suprema misógina y centralista”

Expectante de la convocatoria del Presidente Alberto Fernández a sesiones extraordinarias en la Cámara de Diputados para avanzar con el juicio político al titular de la Corte Suprema, Horacio Rosatti, el gobernador de Chaco, Jorge Capitanich, cruzó a la oposición y consideró que “es cómplice de la mayor destrucción de calidad institucional que se recuerde”.

Por AM750 Capitanich aseguró que entre los argumentos que señalaron para avanzar con el juicio político está la tipificación de los delitos de la violación de la Ley de Ética Pública. Esto, dijo, se refleja en la manipulación que se hizo sobre la normativa que regula el Consejo de la Magistratura, que se vio cuando declararon inconstitucional una ley después de 16 años y le dieron vigencia a otra que había sido derogada.

https://mdstrm.com/embed/63bd57016a75de0887efd28e

Además, hizo una mención al último fallo en favor de la Ciudad de Buenos Aires respecto a la coparticipación y cuestionó: “Dice que no nos perjudica, pero es claro que nos perjudica. En valores actualizados, la Ciudad de Buenos Aires recibe de entre 5 a 6 billones de pesos entre subsidios a transporte, a energía, a combustible y asignaciones de recursos”.

Finalmente, consultado por la postura de los gobernadores peronistas que no apoyaron el pedido de juicio político a Rosatti, apuntó: “Yo trato de no involucrarme en las decisiones de otros colegas, porque respeto y comparto las reuniones correspondientes. Yo creo que la defensa del federalismo tiene que ser a ultranza”.

“La Justicia es macrista”

Ya centrado en un análisis político, el gobernador de Chaco aseguró que en Argentina, “la Justicia es macrista”. Para Capitanich, hubo una “cooptación” de este poder durante el gobierno de Mauricio Macri, cuando se hicieron nombramientos masivos en la justicia nacional y federal.

“Si vos tomás los últimos 160 años de historia de la Corte Suprema, once provincias fueron ignoradas en la representación de la Corte. Y hasta el año 2005 solo hubo 3 mujeres. Es decir, tenemos una Corte misógina y centralista. 113 jueces se han involucrado en tema, de los cuales un 75 por ciento provenían de CABA, Buenos Aires y Santa Fe”, comenzó el planteo.

Luego, añadió: “Me preocupa que se omita decir que durante la gestión de Macri se designaron 211 jueces, fiscales y defensores para la justicia federal y nacional. Es un número 3 veces mayor a los del 2011 y 2015. Ellos manipulan vergonzosamente la Justicia”.

“La Justicia es macrista. De Juntos por el Cambio. No hay imparcialidad. Hay parcialidad judicial. Ellos han cooptado el Poder Judicial con una clara orientación política. Argentina no tiene Justicia independiente. El PRO, Juntos por el Cambio y la UCR son cómplices de la mayor destrucción de la calidad institucional que se recuerde”, finalizó.

Artículo original de www.pagina12.com.ar

Noticias Relacinadas